Instrumental de Óptica: el Frontofocómetro

En toda óptica hay un número de instrumentos indispensables que ayudan al óptico-optometrista a ejercer correctamente su función. Entre ellos se encuentra el Frontofocómetro (también llamado simplemente: “fronto”).

Este instrumento sirve para medir la potencia dióptrica de una lente oftálmica, así como para determinar el centro óptico de la misma y la dirección del cilindro. Con el frontofocómetro se marca el centro y el eje del astigmatismo para facilitar el montaje personalizado de las lentes según la fisonomía y la montura escogida por el usuario de las gafas.

Al mirar por un fronto manual se ve un test (unos dibujos de rayas y puntos) que se desenfoca al introducir la lente que se quiere medir. Girando una rueda, el test vuelve a estar enfocado gracias a un mecanismo formado por lentes y fuentes de iluminación. Cuando ya está enfocado una tabla nos indica la graduación y moviendo la lente se obtiene el centro óptico.

En los frontofocometros digitales la medida de la potencia de la lente es automático.

Gracias al «fronto», el óptico-optometrista adapta las lentes de tus gafas de una forma absolutamente personalizada a tus necesidades visuales.

¡PREGUNTA y VISITA a tu ÓPTICO-OPTOMETRISTA: SIEMPRE RESPONDE!

También te puede interesar...

Artículos populares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *